27/2/13

Cazuela gratinada de vegetales


Una opción deliciosa para cuando queremos algo gratinado y con mucho sabor pero con muchas menos calorías. ¿Menos calorías? Los lácteos y derivados suelen contener muchas calorías provenientes de las grasas animales, que es lo que se suele usar para hacer las cremas de las cazuelas,  hechos de leche de vaca, o cabra... Leche entera, crema de leche, cremas de queso y otros parecidos; también se usan almidones y espesantes que también contienen muchas calorías provenientes de los carbohidratos, y aunque queda delicioso,  a veces queremos darnos un buen gusto sin mucho remordimiento. ¿Cómo? Usando garbanzos y leche de almendras. Aunque tranquilos que el gratinado si es queso de verdad, esa delicia sí es difícil de reemplazar. 


Ingredientes: ( 2 porciones)
Vegetales a su gusto y en la cantidad que quieran, en este caso usé ahuyama, cebolla morada, coliflor y tomates
4 cucharadas de aceite de oliva, sal marina y pimienta al gusto

Para la crema:
1 taza de garbanzos listos
1 y 1/2 tazas de leche de almendras (o leche de soya)
Sal, pimienta y condimentos al gusto (hierbas de su preferencia)

Y para terminar queso para fundir, yo usé mozzarella (3 cucharadas rallado por cazuela). 

Preparación:
Se cortan en cubos los vegetales y se ponen mezclados en cada cazuela con dos cucharadas de aceite de oliva, y sal y pimienta al gusto. Se llevan al horno a 250°C por 15 minutos o hasta que empiecen a dorar.
Mientras tanto se procesan los garbanzos, la leche y los condimentos; lo pueden hacer en la licuadora o en un procesador hasta obtener una mezcla homogénea, si les parece muy espesa le pueden agregar más leche, o al contrario, más garbanzos si la desean más espesa, depende de su gusto. O si les hace mucha falta el sabor que le da la crema de leche, pónganle un poquito, (no hay que ser tan estrictos). Reserven esta mezcla.
Rallar el queso y reservar.
Sacar las cazuelas con mucha precaución de no quemarse y verter la crema de garbanzos en cada una de manera que sólo se asomen un poco los vegetales. Terminar con el queso rallado y llevar de nuevo al horno. 

Me gusta los hornos que tienen la opción de fuego arriba, fuego abajo, y fuego arriba y abajo,  si tienen uno así, pongan la cazuela con fuego abajo por 10 minutos a 200°C, y luego terminen con fuego arriba y abajo hasta que gratine. Si no tienen esta opción en el horno, metan sus cazuelas sin el queso por 10 minutos y adicionen el queso al final. (Les digo esto porque he estado en la misión de cambiar mi horno y tristemente parece que ahora no los hacen con todas estas opciones, así que sigo buscando...)

Finalmente servir con pan francés y jugo de frutas refrescante.

Y disfrutar de esta cazuela llena de sabor, mucho menos remordimiento, pero mucho más saludable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario