30/10/14

Dulces hechos en casa


Recetas dulces con ingredientes y sabores únicos.

Por alguna razón las frutas que abundan en nuestro país son despreciadas por nosotros, la guayaba dulce, el tomate de árbol, el banano, la guanábana... Estorbos para propios y manjares para extraños. Hay que ver el éxtasis de un extranjero con un jugo de guayaba dulce.

Bien, no sé a ustedes pero a mí el tomate de árbol me fascina, el jugo es refrescante si se hace con poca fruta y poco azúcar (o sin azúcar), y el dulce es delicioso si se desamarga bien. 

Fui al mercado y pasé por una montaña de tomates de árbol baratísimos y pensé que era buena idea hacer un dulce ya que tenía toda la tarde libre. De paso para aprovechar la tarde en la cocina decidí hacer logística con esta preparación y hacer de paso tiritas de naranja confitadas (uno de mis dulces favoritos, es un placer total) y una mermelada usando los dulces que haría. 

Logística porque tanto el tomate de árbol como las cáscaras de naranja deben desamargarse, así que hice este paso juntos y así obtendría dos preparaciones muy deliciosas. Los desamargué juntos, pero los preparé en dulce por separado

¡Ahora sí, empecemos con esto!

Para estas tres preparaciones estos son los ingredientes:

10 tomates de árbol
2 tazas + 2 cucharadas de azúcar morena (orgánica)
Cáscaras de 2 naranjas
Astillas de canela al gusto
1 cucharada de jengibre rallado
Agua

____________________________________________________

Ratoncitos de tomate de árbol

Creo que todos en Colombia tenemos un familiar que es experto en ratoncitos de tomate de árbol y esa es su cuota gastronómica en las reuniones familiares, si no lo tienen, ustedes deberían volverse ese experto y endulzar a todos.

Ratoncitos porque le dejamos el palito al tomate para que se vean mas bonitos y como unos ratoncitos, pero no teman, son lindos e inofensivos.

Preparación: Se lavan muy bien los tomates y se pelan dejándoles el palito. Mientras los pelamos ponemos a hervir una olla con agua donde quepan los tomates. Cuando el agua hierva se ponen los tomates a cocinar por 10min. Escurrimos el agua y repetimos este procedimiento. Con dos veces está bien, máximo tres veces si están un poco verdes los tomates. Una vez terminado este procedimiento, escurrimos bien y pasamos a hacer el dulce.

En una olla ponemos los tomates con una taza de azúcar orgánica y las astillas de canela a fuego muy lento (lo más bajito) por alrededor de 1 hora sin tapa. Durante esa hora volteamos ocasionalmente los tomates para que queden almibarados por todos lados.

Pueden usar más azúcar, en mi caso los prefiero menos dulces, pero normalmente se hace con más azúcar. (2 tazas) El tiempo que se dejen también determina la textura del dulce, entre más tiempo más chicludos (muy ricos), pero es cuestión de gustos. En todo caso estén pendientes de que no se vayan a pasar de tiempo y se quemen.

Y para disfrutarlos recomiendo acompañarlos con queso campesino.

____________________________________________________

Palitos confitados de naranja

Esta preparación es muy riiica y fácil pero casi nadie la hace. Anímense a hacerla, son muy ricos y se pueden disfrutar de muchas formas. No se desanimen por la receta tan larga, es sólo que se las quiero explicar muy bien. 

Ingredientes:
2 naranjas (cáscaras)
1 taza de azúcar orgánica + 1 taza de agua
Agua

Preparación: Lavar las dos naranjas y partirlas en mitades y hacer un jugo con ellas, este jugo no lo usaremos pero no lo podemos botar, así que para calmar la sed mientras cocinamos podemos hacer una rica naranjada*: (Receta de la naranjada al final de esta preparación) 

A parte se le quita muy bien toda la pulpa de naranja a las cascaras y se pone a hervir una olla con agua, una vez estén super limpias las cáscaras las cortamos en tiras y las ponemos en la olla con agua hirviendo y se dejan 15 min, escurrimos y cambiamos el agua. Repetimos este procedimiento 3 veces. (A la infusión de cáscaras de naranja se le atribuye poderes digestivos, así que pueden guardar el primer hervor para tomar 2 veces al día)

El secreto del dulce de cáscara de naranjas está en desamargarlas bien. Por eso se deben hervir varias veces, tal vez algunos encuentren todavía amargas las cáscaras, pero en mi opinión, ese también es un gusto rico del dulce, que quede un poquito amargo. Entre más se hiervan, más sabor pierden. Si buscan en internet, hay otras maneras de desamargarlas, algunas más demoradas, inclusive varios días. Para mí, hervirlas funciona muy bien pero pueden usar método que deseen.

Se pone en una olla las tiras de naranja con una taza de azúcar orgánica y una taza de agua, ponemos a cocinar a fuego bajo hasta que todo el melado empiece a desaparecer, (aprox 1 hora) en ese momento se revuelve con una cuchara de madera vigorosamente hasta que tengan una consistencia azucarada, como la del de maní dulce.  Se apaga el fuego y se dejan enfriar. Se guardan en un frasco limpio y seco. Después notarán que se tornan húmedos, no importa, son deliciosos y así es que yo los dejo, pero si quieren las tiritas bien secas, una vez sacadas de la olla, se ponen en una lata en el horno a fuego muy bajito, como a 85ºC por 1 hora para que se deshidraten bien, después cuando estén muy frías las guardan. Cualquiera de las dos formas es rica, pero la deshidratada durará más. 

Usos de los palitos confitados:

- Como en la foto, es delicioso agregárselos a los cereales o a la granola. Se cortan en tiritas pequeñas y se les adicionan al cereal.

- Para picar. Si ustedes también están en la onda del mecato sano, estas tiritas son muy ricas para hacer un mix en un frasquito de vidrio de frutos secos con pasas, arándanos y las cositas de este tipo que les gusten y llevar en el bolso al trabajo. 

- Para echarle a las mezclas de las tortas. Una torta de naranja con picadura de las cascaras desamargadas es deliciosa.

- En un coctel. En un vodka tonic por ejemplo. ¡Salud!

En fin... como quieran comerlas.


*Naranjada: Mezclar el jugo de las dos naranjas en una jarra con 1 vaso de agua, 1 vaso de soda (bretaña), 1 limón, ralladura de jengibre, opcional 2 cucharadas de azúcar morena y enfriar.

Nota: pueden conservar en la nevera las cáscaras de las naranjas que se coman en la semana, para esto se guardarán sumergidas en agua y tapadas. Así tendrán cáscaras para hacer dulce.

____________________________________________________

Mermelada de tomate de árbol, naranja y jengibre

Para esta mermelada usé 3 ratocitos de tomate de árbol, 2 cucharadas de palitos confitados de naranja, 1 cucharada de ralladura de jengibre, 2 cucharadas grandes de azúcar morena y 1/3 de taza de agua.

Preparación: Se le quitan y botan las colitas a los ratoncitos y estos se cortan pequeños, se pican finamente los palitos de naranja, y se pone todo en una olla junto al azúcar, el jengibre y el agua. Se revuelven hasta que espese a consistencia de mermelada. Se guarda en un frasco limpio y seco. Se puede conservar en la nevera hasta por tres meses por ser una preparación casera. 

Y a disfrutar como quieran.




Aquí otras recetas con naranjas que les pueden gustar: Limpiador ecológico (con receta de ensalada de naranjas al final)  - Margarita de Cúrcuma y naranja

¿Conocen a alguien que le guste mucho los dulces caseros? Entonces no olviden contarle de estas recetas. Y los espero siempre de vuelta en Juliana con Sal.

No hay comentarios:

Publicar un comentario